INICIO

Historia

¡Por fin el sueño se ha hecho realidad!

La historia de esta bodega tiene sus orígenes en 1997 cuando su propietario Alberto, matemático de profesión, un hombre con espíritu decidido y ganas de ser emprendedor en su tierra, siente una especial atracción por el vino y la viticultura.

Ha sido una labor lenta, “paso a paso”, primero comprando los terrenos, después luchando por adquirir los derechos de plantación, más tarde plantando 17 hectáreas de viñedo. Una constante superación de obstáculos marcada por la ilusión de ver concluido un propósito, esos viñedos de los que hoy se siente orgulloso.

Una vez superada esa etapa siente que su proyecto está incompleto. A pesar de que la viña está controlada y conforme a su concepto, considera que debe completar el proceso de elaboración del vino. El nuevo objetivo supondrá una decisión muy difícil porque sabe que de llevarlo a cabo debe involucrar de pleno a su familia. Obtenido el apoyo de esta sin fisuras, en el año 2014 se inicia el proyecto de construcción de la MANCHÓN MIERES BODEGA.

En MANCHÓN MIERES BODEGA entendemos el vino como la expresión de una familia, de una tierra, de un clima, en definitiva de un origen. Por eso queremos que nuestros vino sirva para vivir y disfrutar, para amor y ser amado.

Nuestros vinos nacen de viñedos localizados a 900 metros de altitud en el páramo de Pesquera de Duero. Una baja producción, por la exigente selección de uva, marca la viticultura y el estilo de nuestros vinos de esta singular Ribera del Duero.